2021.12.0-SNAPSHOT ES/ES compostela-motor 03729 | compostela-motor

SEAT Tarraco e-HYBRID.

SEAT sigue adelante con el plan de aumentar la electrificación y la eficiencia de su gama. El proceso comenzó con el León e-HYBRID y ahora continúa con un segundo modelo híbrido enchufable, el SEAT Tarraco e-HYBRID, que se convierte en el primer SUV electrificado de la gama.

El SEAT Tarraco es una propuesta atractiva dentro de su segmento y la introducción de la versión híbrida enchufable, sin duda, le ayudará a consolidar su posición en el mercado. Este sistema de propulsión aporta un perfecto equilibrio entre dinamismo y eficiencia.

“El SEAT Tarraco e-HYBRID es un modelo importante en nuestra gama, ya que es el segundo vehículo híbrido enchufable de la marca SEAT”, comenta Wayne Griffiths, presidente de SEAT y CUPRA. “La introducción de la tecnología híbrida enchufable en el Tarraco permite a SEAT ofrecer un modelo más eficiente. Nuestro objetivo este año es que la versión PHEV acapare el 25% de las ventas del Tarraco a nivel mundial”.

Diseñado y desarrollado en Barcelona, ​​en la sede de SEAT en Martorell, el SEAT Tarraco e-HYBRID se fabrica en Wolfsburgo. Disponible con 5 plazas, tracción delantera y en los niveles de acabado Xcellence y FR.

Motores y chasis.

“La ambición de SEAT de electrificar su gama se materializa en el uso combinado de la electricidad y la combustión para dar vida a vehículos como el SEAT Tarraco e-HYBRID”, asegura Dr. Werner Tietz, vicepresidente ejecutivo de Investigación y Desarrollo de SEAT. “Demuestra que las últimas tecnologías aplicadas a los sistemas de propulsión pueden hacer que incluso los vehículos de gran tamaño sean muy eficientes, manteniendo así su relevancia en un mercado que se preocupa cada vez más por el respeto al medio ambiente”.

Bajo el capó del SUV se encuentra un avanzado corazón híbrido enchufable, que combina un motor de gasolina 1.4 TSI de 150 CV (110 kW) con un motor eléctrico de 115 CV (85 kW), conectado a una transmisión DSG de doble embrague y seis velocidades que aporta motricidad al eje delantero. El sistema ofrece una potencia combinada de 245 CV (180 kW) y un par máximo combinado de 400 Nm.

La energía eléctrica se almacena en una batería de iones de litio de 13 kWh ubicada en posición baja, en la parte trasera del coche, lo que ayuda a distribuir el peso de una manera uniforme a lo largo del chasis.

El sistema híbrido permite cambiar instantáneamente entre los diferentes modos de conducción, de manera que el SEAT Tarraco e-HYBRID puede funcionar con el motor eléctrico, el de combustión, o combinado ambos.

La versión híbrida enchufable logra una autonomía exclusivamente eléctrica de hasta 49 kilómetros (según ciclo de homologación WLTP) gracias a la energía almacenada en la batería del vehículo, que puede servir para lograr una mayor eficiencia en la conducción o para moverse por las calles de la ciudad donde las regulaciones de calidad del aire son más estrictas. Cuando llega el momento de recorrer distancias más largas, el SEAT Tarraco e-HYBRID permite alcanzar una autonomía total de 730 kilómetros.

El modo puramente eléctrico está disponible a velocidades de hasta a 140 km/h, lo que hace al coche increíblemente versátil y utilizable. La entrega de potencia y par del motor eléctrico es progresiva e instantánea. Esto permite disfrutar de unas prestaciones muy dinámicas y una respuesta realmente rápida a las órdenes del acelerador.

La tecnología híbrida enchufable permite al conductor tomar el control del sistema. El SEAT Tarraco e-HYBRID siempre arranca en modo totalmente eléctrico (cuando la batería está suficientemente cargada). Sin embargo, la hibridación se activa si la capacidad energética de la batería cae por debajo de cierto nivel o si la velocidad supera los 140 km/h. En el modo híbrido el conductor también puede actuar sobre el estado de la carga, aumentándolo o reduciéndolo hasta un punto previamente definido. El Tarraco e-HYBRID cuenta con tres niveles de frenada regenerativa, que se pueden ajustar a través del sistema de info-entretenimiento.

El primer SUV electrificado de la marca sigue los pasos del SEAT León e-HYBRID.

Y precisamente mediante este mismo sistema se puede acceder a los diferentes y configurables modos del sistema híbrido enchufable (e-Mode, Hybrid automático e Hybrid manual). El SEAT Tarraco e-HYBRID también cuenta con dos botones específicos adicionales: e-Mode y s-Boost  —este último permite utilizar ambos motores a la vez para conseguir las máximas prestaciones en todo momento, perfecto para realizar adelantamientos con total seguridad—.

Aumentar el nivel de carga de la batería es una tarea fácil que se lleva a cabo mediante el puerto de carga ubicado en la aleta delantera izquierda del coche. El proceso se completa en solo 3 horas y media con un cargador de pared tipo Wallbox de 3,6 kW, o en cinco horas si se hace uso de una toma de corriente doméstica de 2,3 kW.

En materia de chasis, el SUV de mayor tamaño de SEAT combina una suspensión de tipo McPherson en el eje delantero con una suspensión multibrazo independiente en el eje posterior. Este esquema, unido a la dirección asistida eléctrica progresiva, logra un tacto de conducción afinado y muy comunicativo. El disfrute está garantizado en todo tipo de terrenos.

El Tarraco e-HYBRID puede contar con el sistema de Control de Chasis Adaptativo (DCC), que permite variar la firmeza de los amortiguadores en varias posiciones, para ganar en confort o en deportividad. Este sistema es opcional en el Xcellence, y de serie en el FR, exclusivamente para las versiones e-HYBRID.

Por otra parte, los perfiles de conducción seleccionables a través del mando giratorio (Eco, Normal, Sport e Individual), permiten modificar el comportamiento dinámico del vehículo según las preferencias del usuario. El modo Individual ofrece múltiples posibilidades de personalización (firmeza de los amoritugadores en caso de disponer del DCC, dureza de la dirección, respuesta del pedal del acelerador y de la caja de cambios DSG, la gestión de la batería de alto voltaje, funcionamiento del control de crucero adaptativo (ACC), y la gestión del climatizador).

La nueva versión e-HYBRID del Tarraco ofrece un gran nivel de agilidad gracias al sistema híbrido enchufable que, si bien es evidente que requiere más espacio que un motor de combustión tradicional, se ubica de tal manera que logra un efecto positivo en el dinamismo del modelo.

El peso se reparte de forma equilibrada entre ambos ejes: en la parte delantera, bajo el capó, se encuentran el motor de combustión, el motor eléctrico y la unidad de control de potencia PCU. En la parte posterior se sitúan el depósito de combustible, ubicado bajo el maletero, y la batería de iones de litio, delante del eje trasero y bajo la butaca de asientos traseros, de forma que ayuda a bajar el centro de gravedad y a distribuir los pesos de manera uniforme. El chasis cuenta con unos largueros adicionales para proteger de impactos a la batería, así como un carenado específico contra picotazos.

El SEAT Tarraco e-HYBRID cuenta con las cualidades fundamentales que todo SEAT debe tener, pero al mismo tiempo eleva la eficiencia hasta un nivel increíble.

Gracias a la combinación del motor térmico y el eléctrico, las emisiones de CO2 se sitúan en unos contenidos 37-47 g/km, mientras el consumo medio de combustible es de apenas 1,6-2,1 l /100 km. Todo ello según el ciclo de homologación oficial WLTP. Esas cifras resultan llamativas por sí solas, pero lo son aún más si se tiene en cuenta que el Tarraco híbrido enchufable puede acelerar de 0 a 100 km/h en solo 7,5 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 205 km/h.

El SEAT Tarraco e-HYBRID demuestra que la electrificación es una solución que ofrece numerosas ventajas y permite dibujar un futuro brillante en el que se pueden satisfacer las necesidades de la movilidad sin dejar de reducir el impacto en el medio ambiente.

Diseño exterior e interior.

El diseño se asienta sobre la ya conocida y sólida base del Tarraco, con la versión PHEV disponible en los acabados Xcellence y FR.

Más allá de los elementos generales de diseño, existen otros detalles particulares más sutiles que hacen referencia a la electrificación de esta versión, como es el caso de la insignia trasera con la nueva inscripción e-HYBRID.

El Tarraco híbrido enchufable mantiene la imagen exterior de marcado carácter, así como la sensación de espacio, seguridad y calidad propias del Tarraco. En el interior, una vez más, la atención se centra en la sutileza y en la llamada al sistema de hibridación, en este caso, mediante los dos botones específicos (e-Mode y s-Boost) y el selector del cambio, que se presenta iluminado y con un nuevo diseño.

Gracias a las generosas dimensiones del SUV, la inclusión del sistema de propulsión híbrido no limita su practicidad. Disponible exclusivamente en la variante de 5 plazas, el SEAT Tarraco e-HYBRID ofrece un volumen de maletero de 610 litros.

El avanzado cuadro de mandos Digital Cockpit aporta un toque de exclusividad al puesto de conducción. En su pantalla se proyecta toda la información relevante y admite múltiples configuraciones que se menejan desde el volante multifunción, para adaptarse a las necesidades del usuario o al tipo de viaje que se realice.

La nueva generación del sistema de info-entretenimiento agiliza la entrega de información, lo que aporta una nueva dimensión a la funcionalidad a bordo y refuerza la perspectiva de digitalización presente en el habitáculo. En el caso de la versión e-HYBRID, en la pantalla se muestran datos exclusivos, relativos al modo de conducción, el estado de carga de la batería, el consumo ofrecido en porcentaje y en kWh, y la autonomía eléctrica restante.

Digitalización y conectividad.

A medida que el mundo cambia y nuestras vidas se vuelven cada vez más digitalizadas, la necesidad de permanecer conectados dentro del propio vehículo se vuelve aún mayor. Si bien el SEAT Tarraco ya contaba con las herramientas necesarias para integrar el ecosistema digital del usuario en el coche, en el modelo híbrido enchufable esta idea va un paso más allá.

El nuevo Tarraco e-HYBRID permite estrechar la relación entre el vehículo y el usuario, y la aplicación SEAT Connect es la puerta de entrada para ello. La aplicación se puede descargar en cualquier dispositivo inteligente para controlar de forma remota una gran cantidad de funciones que ayudan a aumentar el disfrute y mejorar la seguridad.

Su batería permite alcanzar una autonomía en modo eléctrico de hasta 49 kilómetros.

Fuera del vehículo, la aplicación SEAT Connect es una ventana a la información del Tarraco e-HYBRID relativa a datos de conducción, posición de aparcamiento o estado del vehículo (incluidas las luces y el bloqueo de las puertas). Asimismo, permite el control remoto sobre el bloqueo y desbloqueo de puertas, la bocina o los intermitentes, con el objetivo de ayudar a encontrar el coche más fácilmente. Y por si fuera poco, también permite establecer alarmas antirrobo o de acceso a áreas restringidas, previamente fijadas por el usuario, y alertas de velocidad máxima; de forma que el propietario reciba una advertencia a su teléfono móvil cuando otra persona que esté utilizando su coche y rebase dichos límites.

Con la versión híbrida enchufable llegan algunas funciones adicionales que hacen más cómoda la vida de los usuarios. Entre otras, la que permite controlar el proceso de carga de la batería de forma remota a través de la función e-Manager, y la que permite manejar el sistema de climatización, también a distancia, para precalentar el habitáculo a temperaturas de entre 15 y 22° C hasta 30 minutos antes de hacer uso del coche. También es posible gestionar los horarios de salida desde la aplicación móvil, lo que significa que cuando el conductor esté listo para comenzar su viaje, también lo estará el Tarraco.

La experiencia digital que plantea el SEAT Tarraco e-HYBRID es perfecta por su capacidad de conectarse con el mundo. El nuevo modelo híbrido enchufable integra el sistema de info-entretenimiento de última generación, incluida la navegación con pantalla de 23,4 cm (9,2”), que permite una mejor interacción con el conductor y ofrece más conectividad a los pasajeros.

El sistema ofrece una experiencia de usuario precisa, no solo por el diseño de los controles, sino porque añade el control gestual, para realizar funciones con un sencillo movimiento de la mano delante de la pantalla, y el reconocimiento de voz natural, para simplificar y hacer más intuitivo el uso de las funciones.

En un momento en el que nos hemos acostumbrado a los asistentes domésticos del mundo de la electrónica de consumo, llevar esta tecnología al interior del coche era un paso evolutivo natural.

El sistema de reconocimietno de voz se activa con la sencilla frase “Hola, Hola”. A partir de aquí, los comandos naturales de voz permiten moverse por las funciones de una manera cómoda, permitiendo incluso hacer correcciones y referencia a órdenes anteriores. Gracias a ello, tareas como controlar la navegación o buscar música son ahora más rápidas y fáciles.

Y gracias al sistema Full Link se accede al entorno digital de los usuarios fácilmente, mediante la conectividad de Android Auto y Apple CarPlay (con conexión inalámbrica vía Bluetooth o WLAN). Solo hay que conectar el dispositivo móvil al sistema de info-entretenimiento del vehículo y el contenido digital estará listo y accesible de una manera cómoda, intuitiva. También tiene en cuenta la seguridad, ya que evita distracciones mientras se conduce, bien sea utilizando el sistema de info-entretenimiento o bien los controles integrados en el volante.

La Unidad de Conectividad Online con tarjeta eSIM integrada permite mantener siempre la conexión con el mundo digital. Gracias a ella, el sistema de info-entretenimiento puede utilizar información en tiempo real para las funciones de tráfico online y de búsqueda de aparcamientos y gasolineras (muestra los horarios de apertura y precios vigentes).

La tarjeta eSIM también se convierte en un elemento de seguridad adicional al permitir la activación del servicio eCall. Gracias a él, es posible contactar directamente con los servicios de emergencia en caso de accidente. No solo se trata de realizar una llamada de emergencia (manual o automática), sino que también se envían datos importantes relativos la posición del automóvil, el tipo de motor, el color exterior del vehículo o la cantidad de pasajeros que viajan a bordo, de manera que facilita la tarea de ayuda.

Seguridad y confort.

El SUV más grande de SEAT, con una conciencia ambiental más marcada en esta nueva versión híbrida enchufable, mantiene el enfoque de la marca en la seguridad. El SEAT Tarraco e-HYBRID integra una gama de avanzados asistentes de seguridad y confort, para viajar siempre en las mejores condiciones sin importar el tipo de entorno.

Sistemas bien conocidos, como el control de crucero adaptativo (ACC) y el asistente de aparcamiento automático Park Assist, ayudan al conductor, respectivamente, a cubrir distancias en carretera de la manera más cómoda y a aparcar sin complicaciones.

Otros sistemas adicionales como el asistente de salida involuntaria de carril Lane Assist y el asistente de frenada de emergencia Front Assist ,con detección de bicicletas y peatones, son de serie y pueden complementarse con otras tecnologías de seguridad, como el detector de ángulo muerto, el reconocimiento de señales de tráfico y el asistente de atascos Traffic Jam Assist.

La lista continúa con el asistente de emergencia, el asistente de precolisión Pre-Crash, el asistente de vuelco Rollover Assist y la llamada de emergencia eCall, que permiten al SEAT Tarraco e-HYBRID sobresalir en las exigencias impuestas en materia de seguridad.

El asistente de emergencia detecta si el conductor no está prestando atención a la carretera y, en ese caso, realiza un par de frenadas suaves para alertarlo. Si continúa sin haber respuesta del conductor, el sistema activa las luces de emergencia, reduce la velocidad hasta detener el vehículo por completo, y realiza la llamada de emergencia de forma automática.

El asistente de precolisión Pre-Crash está diseñado para que el vehículo y sus ocupantes se preparen frente a una posible colisión. Los sistemas a bordo funcionan en conjunto: los cinturones de seguridad delanteros se tensan, las ventanillas y el techo solar se cierran, y las luces de emergencia se activan para mitigar las consecuencias de un accidente. Todo ello se pone en marcha en solo 0,2 segundos para aprovechar al máximo los beneficios de esta cadena de acciones.

El asistente de vuelco Rollover Assist funciona como una extensión de este último sistema. En caso de accidente, el automóvil realiza una llamada de emergencia, apaga el motor, desbloquea las puertas, enciende las luces de emergencia y modifica la ventilación, entre otras funciones.

El SEAT Tarraco e-HYBRID ofrece las cualidades que caracterizan a un SUV de gran tamaño y añade otras virtudes propias, encaminadas a simplificar la vida. Entre ellas figura el asistente de remolque Trailer Assist, que ayuda al conductor a dar marcha atrás y aparcar con un remolque. Gracias a la imagen de la cámara mostrada en la pantalla de la consola central, se puede guiar y dirigir el vehículo con facilidad hasta una posición exacta, prácticamente de forma automática.

Este asistente es sencillo de usar: el conductor solo tiene que engranar la marcha atrás, presionar el botón de ayuda de estacionamiento y usar el botón de ajuste de los espejos retrovisores para establecer la dirección a la que desea que se dirija el remolque. Desde la pantalla de info-entretenimiento, y haciendo uso de la cámara de visión trasera, el sistema muestra al conductor el lugar exacto al que se dirijirá el remolque, en función del manejo de dichos controles. A continuación, basta con tomar el control de la aceleración, los frenos y el cambio; el sistema se encargará de todo lo demás.

A todo ello se suma el sistema Parking Heater, que permite calentar el motor y el vehículo de forma rápida en climas fríos, y la entrada sin llave Kessy para garantizar la máxima practicidad en el SEAT Tarraco e-HYBRID.

Motor de combustión   1.4 TSI 150 CV (110kW)   
Cilindros/Válvulas 4/16
Cilindrada 1.395 cm3
Diámetro x carrera 74,5 x 80,0 mm
Compresión 10:1
Potencia del motor eléctrico 115 CV (85kW)
Capacidad de la batería 13 kWh
Potencia máxima combinada 245 CV (180 kW)
Par máximo combinado 400 Nm
Velocidad máxima 205 km/h
Aceleración 0–100 km/h 7,5 segundos
Autonomía eléctrica 43-49 km (WLTP)
Emisiones de CO2 41-47 g/km (WLTP)
Consumo de combustible 1,6-2,1 l/100 km (WLTP)